Se ha producido un error en este gadget.

sábado, 5 de enero de 2013

¿LUZ AL FINAL DEL TÚNEL?


Cada vez más "economistas" y sobre todo cada vez más políticos ven la famosa "luz al final del túnel". Una luz al final del túnel, sin embargo, podría ser también un muro blanco iluminado por el sol implacable de la verdad.

Creo que de esto se trata.

¿Qué se ha hecho para resolver las CAUSAS de la famosa crisis? Poca cosa. Veamos algunos hechos:

1. Después de dos años de recortes, ningún país europeo, y menos los más afectados por la crisis, consigue un presupuesto equilibrado. España - como el resto de Europa - se sigue endeudando. Y este fracaso se nos vende como éxito.

2. El mercado laboral en muchos países europeos sigue rígido y poco competitivo. Se premia por regla general al que no produce nada y/o se queda con los brazos cruzados.

3. Las pequeñas y medianas empresas se ven ahogados en un mar de impuestos y regulaciones.

4. Más del 50% del presupuesto de la UE se sigue gastando en subsidios para la agricultura. Es decir: los agricultores cobran por no producir nada.

5. Después de 3 años al borde del abismo, Grecia solamente ha podido reducir la cuota estatal de sus empresas en un 10%

6. España ha gastado el 90% de sus fondos de pensiones estatales en comprar su propia deuda soberana. De esta manera artificial se ha reducido de momento el precio del bono a 10 años al 5%.

7. En el otro lado del Atlántico, EE.UU. da muestras de que no está ni siquiera dispuesta a reducir su deuda horrenda. Entre deudas directas y promesas de futuros pagos de la seguridad social y fondos de pensiones la deuda total norteamericana es cinco veces más alta que su propia deuda soberana. Estamos hablando de casi 70 billones de dólares. (sí, billones con "b" de Barcelona).

8. La situación en EE.UU. es más peligrosa que la de Europa, donde por lo menos se ha intentado de no aumentar las deudas estatales de forma ilimitada.

9. Parece que EE.UU. se ha decidido definitivamente por financiar sus deudas a través de una lluvia de dólares creados de la nada.

En resumidas cuentas: lo que se ha conseguido de momento es aplazar la catástrofe. Y con cada aplazamiento, el choque final será más devastador. Se ha ganado tiempo, pero cada vez se ganará menos tiempo.

¿Estamos mejor hoy que hace un año? No veo ninguna razón por que, ya que no se ha resuelta absolutamente nada. Lo que se hace de momento es embellecer las contabilidades a través de trucos de contabilidad, como por ejemplo la creación del famoso "banco malo". Es uno de una docena de trucos que se nos vende como éxitos.

La lluvia de dinero recién creado de la nada hace que suben las bolsas. Es otra burbuja artificial que terminará en un crash, sin precedentes. Los que ahora celebran la subida de las bolsas van a entonar lamentaciones en un día no muy lejano.

Al mismo tiempo, el control de Bruselas y el BCE sobre la vida de los europeos será cada vez más ferreo. Digo "ferreo" porque nos encontramos ya en vías hacia un gobierno dictatorial que pretende resolver de una forma autoritaria los problemas que los mismos gobiernos han creado. Para algunos, las crisis les vienen de perla.

¿Luz al final del túnel? Yo diría más bien lo que nos espera allí es un muro de hormigón o un abismo, como se quiera. Y de momento, el tren se acerca con rapidez a su destino.


No hay comentarios: