Se ha producido un error en este gadget.

viernes, 13 de diciembre de 2013

PEOR QUE NUNCA

Entre la "feliz" noticia que los precios están subiendo de nuevo y la otra que pasa casi desapercibido que hemos alcanzado el 93,4 % de endeudamiento público, podemos afrontar el nuevo año con más pesimismo que nunca. Se me escapa porque lo primero es una buena noticia y lo segundo prácticamente no se menciona, salvo en algunos pocos medios.

Es decir: nos han lavado el cerebro de tal manera que la noticia que todos los españoles tendrían que trabajar un año GRATIS para pagar la deuda soberana no merece ningún comentario en la gran mayoría de los medios de comunicación. Ni le interesa a la población. Debería interesarla, porque será ella, no lo políticos, que pagarán el pato al final.

La gran destrucción de los ahorros ya ha empezado. Con los rendimientos de las cuentas de ahorro y los fondos de pensiones que tienen la tendencia hacia cero, incluso una inflación del 0,5 % significa destrucción de ahorros.

Y los que finalmente han optado por invertir en la bolsa (o los más atrevidos en bitcoins) ya se darán cuenta de los rendimientos que alcanzarán al final. Envidiarán a los ahorradores que por lo menos han perdido solo lo que la inflación y Hacienda les roban.

¿Estamos mejores que hace una año? Por favor, seamos serios. 

Y antes de que termine la próxima legislatura en Alemania, también aquel país se va a ver envuelto en un escenario que da pocas razones para el optimismo. Para mantener el poder, Merkel tenía que hacer regalos a los socios socialistas por orden de unos cien mil millones de euros. La gente votó la Merkel, pero el programa del gobierno es un programa netamente socialista. Lo que pasa es que los socialistas hoy se llaman democristianos. Con toda la bonanza que había hasta el momento en Alemania, las deudas no se han reducido allí. Prácticamente ningún país (exceptuando Letonia) cumple los parámetros del tratado de Maastricht. Tampoco Alemania.

Todo esto no incluye ni siquiera las inmensas sumas que a través de los diferentes sistemas de la Seguridad Social se han asumido y que multiplican el endeudamiento nacional por el factor 4 (en el mejor de los casos). Ocurre en Alemania, donde la deuda futura, causada por las promesas de pagos por la seguridad social cuadriplica su endeudamiento nacional. Estamos hablando del 250% del PIB. En el caso de Francia, esta cifra aumenta al 360 %. Grecia alcanza el 475 %. Y ahora, señores, agárrense: el record lo tiene España con un 590%. Es decir: cada español debería trabajar 6 años más y además gratis, para que el estado puede pagar los compromisos asumidos. Hablar en una situación así de "mejora" tiene una frivolidad que no tiene nombre.

Incluso si dejamos sin consideración el importe que los países europeos, entre ellos España, pagan anualmente para los intereses de sus créditos, España, Reino Unido, Francia, Italia, Grecia y Portugal gastan más de lo que ingresan. 

Por lo tanto, en el futuro, el patrimonio de los ciudadanos en Europa será diezmado sistemáticamente y que a nadie le quepa la menor duda. No hay otra opción. En vez de tener una expropiación súbita que sería inaceptable para casi todo el mundo, vamos a sufrir una expropiación lenta, pero constante.

(En consonancia con esto y para prepararnos para el EURSS que viene, la Moncloa decide ahora quienes serán los periodistas que pueden hacer preguntas en las ruedas oficiales, previamente consensuadas - esto se hacía también en la URSS, también en Corea del Norte y en Cuba existe la misma costumbre. Si los periodistas valdrían su sueldo y tuvieran un resto de decencia, se negarían rotundamente a acudir a ese tipo de circo mediático gubernamental)

Dentro unos años viviremos en una sociedad que se asemejará bastante a lo que soñó Carlos Marx. Su manifiesto comunista contiene 10 puntos, de los cuales la mitad ya se ha cumplido:

1.Expropiación de la propiedad inmueble y aplicación de la renta del suelo a los gastos públicos.
2.Fuerte impuesto progresivo.
3.Abolición del derecho de herencia.
5.Centralización del crédito en el Estado por medio de un Banco nacional con capital del Estado y régimen de monopolio.
6.Nacionalización de los transportes.
10.Educación pública y gratuita de todos los niños. Prohibición del trabajo infantil en las fábricas bajo su forma actual.  Régimen combinado de la educación con la producción material, etc.

¿Estamos mejor que hace un año? 

Estamos peor que nunca desde que empezó la crisis en 2008. Pero el año que viene (2014) estaremos mucho mejor que en el que sigue (2015).


lunes, 2 de diciembre de 2013

NADIE ES RESPONSABLE

El accidente del Prestige no tiene culpables, ni responsables. Hacienda da por bueno facturas falsificadas de Cristina de Borbón y su esposo para no tener que acusarla de delito fiscal y la huelga de los controladores aéreos tampoco tiene responsables. Por supuesto nadie es responsable por los daños que los piquetes causan en cada huelga. Y UGT en Andalucía no tiene la culpa de nada y puede estar orgullosa de su trabajo. Zapatero no podía hacer nada contra la crisis porque esta - o sea: la crisis: improvisaba y no le dejaba margen de maniobra. Las noticias son de este fin de semana. Solamente de este fin de semana.

Yo alucino. En colores.

Al mismo tiempo, puedes ir a la cárcel por "insultar" al estado que actúa así y que deja que se actúe así. Yo, desde luego, no estoy a favor de insultar a policias o usar la violencia contra ellos. No estoy a favor de la violencia contra nadie.

Pero ¿qué exactamente es una "ofensa a España"?

Una ofensa a España y a la población de este país es una justicia que no funciona, jueces puestos por los dos partidos políticos grandes, sindicatos trasnochados y corruptos hasta la médula y una casa real metida en un escándalo tras otra. Pero no hay multas contra esto.

Y ¿todavía hay gente que dicen que vivimos en un estado democrático y de derecho?
¿Todavía hay gente que quiere dar lecciones de comportamiento a los países mal llamados del tercer mundo? Los que viven en el tercer mundo somos nosotros. Porque encima de ser gobernado por chorizos y ladrones tienen la cara de considerarse gente honrada.

Los dictadores de antes y ahora sabían y saben que eran dictadores y todo el mundo lo sabía. No pretendían dar un ejemplo nadie. Lo que es insoportable es esta dictadura de chorizos y ladrones que salen todos los días en la tele con cara de ángeles, dando lecciones de corrección política a todo el mundo.

Estoy hablando de España porque vivo en este país y sufro con su población engañada. Pero la situación en el resto de Europa no me da razones para pensar que esto solamente pasa aquí. Admiro la paciencia de sus pueblos. ¿O es simplemente indiferencia? De todos modos, si algún día me levanto para enterarme que la gente ha tomado la Moncloa, las diputaciones de Hacienda y los juzgados no me sorprenderé en absoluto. Lo raro es que todavía no ha pasado. Hoy en día ya no hay golpes de estado en Europa. No es necesario. Europa ya se está convirtiendo en una dictadura, cada día un poco más. Y los golpes, los da el estado a sus ciudadanos. Y son golpes bajos.


lunes, 21 de octubre de 2013

MI NUEVO LIBRO YA ESTÁ EN FORMATO DIGITAL

Finalmente, mi nuevo libro, llamado "Crisis - Europa en la encrucijada" ha salido en formato digital en Amazon. Puedes comprarlo aquí. En formato papel va a salir dentro de aproximadamente dos semanas.

La introducción al libro dice:

Crisis: Europa en la encrucijada" analiza la crisis actual desde el punto económico, financiero, político, ético y espiritual y desde una postura evangélica. Pero el autor no solamente se queda en el análisis, sino que además ofrece soluciones sorprendentes orientándose en la Biblia. 
Este libro milenario es tan actual como las noticias de hoy y nos ofrece entre otras cosas las claves para un sistema financiero que evita los problemas que tenemos hoy. Pero no solamente se trata de finanzas. Europa se encuentra a día de hoy en una fase donde se decide, si los pueblos europeos se unen en un superestado con tendencias dictatoriales o si optan por el camino de la libertad. Y en esta situación crítica, los cristianos tienen la llave en sus manos. Casi 500 años después de la Reforma ha llegado el tiempo para una nueva reforma. 

sábado, 19 de octubre de 2013

¿DEMASIADO GRANDE? ("Too big to fail")

Ayer me llegó la noticia que "Chase Manhatten", uno de los bancos más importantes de EE.UU. está limitando la posibilidad de hacer transferencias por internet ("wireless banking") y que además se limita la posibilidad de hacer ingresos o sacar  dinero a 50,000 $ per "ciclo de extracto bancario" ("statement cycle") a partir del 17 de noviembre.

Cómo soy muy desconfiado, llamé al Chase Manhatten en EE.UU. Me confirmaron la noticia. No me explicaron el por que. Pero quería tenerlo confirmado por lo menos por otra fuente independiente. La encontré. Aquí está. Lo que es curioso que ni en fuentes oficiales, ni en los medios se hace eco de la noticia.

Lo que esto significa, se lo dejo a la capacidad de mis lectores de sacar las conclusiones correspondientes.

Yo no tengo cuenta en Chase Manhattan. Pero si lo tuviera, me pondría nervioso.

Para los que no se les ocurre nada, les voy a dar una pistas:

- Puede ser un indicio más de una futura limitación de intercambio de capitales. Suele pasar con países que están al borde de la insolvencia.
- El siguiente paso puede ser la nacionalización de fondos de pensiones
- y el siguiente sería confiscar las cuentas privadas.

Nadie es "too big to fail".




jueves, 17 de octubre de 2013

CAMPEONATO DE ESTUPIDECES

 El martes pasado, Obama pronunció una da las frases más estúpidas que he escuchado a lo largo de mi vida. Dijo el inquilino de la Casa Blanca:

"Because it's called raising the debt ceiling, I think a lot of Americans think it's raising our debt. It's not raising our debt. This does no add a dime to our debt." ("Solo porque se habla de subir el techo de la deuda, creo que muchos americanos creen que se trata de aumentar nuestra deuda. No se trata de aumentar nuestra deuda. Esto no añade ni un céntimo a nuestra deuda."

Es demagogia barata y digna de un borracho en pleno delirio. Es lo mismo que decir: "subir la línea de crédito a un borracho no significa que beba más."

Se subió el techo y el mundo grita "Aleluya, alabado sea Obama". Pero veamos los hechos: desde 1789 a 2001, el gobierno federal de EE.UU. acumuló 5,8 billones de dólares. Tardaron 212 años para conseguirlo. El gobierno de Bush (último año) y de Obama (primeros tres años) tardaron entre 2007 y 2011 solamente 4 años en acumular la misma suma.

Obama acumuló más deudas desde que él gobierna que sus antecesores en todo el tiempo desde George Washington a Bill Clinton. Cuando acabe su mandato, previsiblemente habrá acumulado más deudas en sus dos mandatos que todos los presidentes norteamericanos juntos. Un brillante ejemplo de solidez presupuestaria.

Hablando de billones de dólares. No es fácil imaginarse la cifra. Una pequeña comparación nos lo puede aclarar:

Si hubieras vivido en los tiempos de Jesucristo (es decir: hace dos mil años), y si hubieras gastado cada día desde entonces 1 millón de dólares, todavía no habrías llegado a gastarte un billón a día de hoy. Pues, la deuda norteamericana va a subir pronto a 17 y luego a 18 y luego a 19 billones de dólares.

La mecha ahora se ha alargado por unos centímetros. Pero la bomba es cada día más potente.

Por cierto: oficialmente se sube el "techo" solamente hasta el 7 de febrero. Y de nuevo estará al mundo al borde del abismo, hasta que Obama nos salve de nuevo. Para algo le han dado el premio nobel de la paz.

Y ahora que el dólar y su país de origen se han hundido un poco más, les toca a los europeos no ir a la zaga y decidir alguna estupidez financiera, no vaya a ser que los americanos nos ganen.  Para empezar, sugiero un tercer rescate a Grecia.



miércoles, 18 de septiembre de 2013

LA FED SIGUE CON SU BORRACHERA

Hoy era el día: Bernanke iba a anunciar a las 20.00 h si el Banco Federal sigue comprando deuda federal o no. Los "expertos" esperaban que iba dejar a comprar deudo poco a poco. Otra vez se equivocaron. ¿Por qué? Porque no pueden hacerlo. La "recuperación" económica de EE.UU. se debe a su política inflacionista. Así de sencillo.

Por la misma razón por que un alcohólico no dejará el alcohol, el gobierno no dejará de emborracharse con dinero barato. Un alcohólico necesita un milagro para dejar de beber. Porque cada vez que lo hace se siente bien. Pierde la noción de la realidad. Así funcionan el gobierno federal y el banco federal.

Bien. Las bolsas pueden celebrarlo hasta que se oye el "rien ne va plus". Los prudentes recogerán sus beneficios pronto. Los tontos siguen el juego. Hasta que la baraja de naipes caiga.

En cuestión de minutos, el precio del oro subió un 2,7% y el euro frente al dólar casi 1%. El mensaje me parece claro: Fed y el tío Sam, ambos alcohólicos, no pueden dejar la bebida.

martes, 10 de septiembre de 2013

SUPERAVIT EN GRECIA Y SAN MARINO ACABA DE CLASIFICARSE PARA EL MUNDIAL DE FUTBOL

¿No habíamos escuchado y leído que todo va estupendamente en la zona euro? ¿No nos contaron que incluso Grecia había conseguido un superavit en los primeros meses de este año?

Pues, va a ser que no. El perro vuelve a su vómito. Perdón por el vulgarismo, pero la cita sale en la Biblia (2 Pedro 2:22). El perro es en este caso el gobierno griego y lo vomitado es ... digámoslo suavemente: su notoria tendencia de no decir la verdad. En otras palabras: el gobierno y sus ministros mienten como bellacos. Es lo que une gobierno y oposición. Y no solo en Grecia. Veamos:

Según el doctor Fragkiskos Koutentakis de la Facultad de Ciencias Económicas de la universidad de Kreta lo del superavit es una mentira como una casa. Lo dice en su blog . Traducido al castellano:

De superavit nada de nada, porque no se tomaron en cuenta todo lo que cuesta dinero, por ejemplo el pago de los intereses de su inmensa deuda. El gobierno griego también se ha "olvidado" de incluir las devoluciones de Hacienda, etc. etc. Así cualquiera consigue un superavit.

Me temo que aquí alguno pronto perderá su puesto pagado por el gobierno. De todos modos, Koutentakis lo escribió en el idioma de Sókrates y hasta que los electores en Alemania se enteren habrán pasado las elecciones. Porque sus medios de comunicación no lo publicarán.

Hoy nos enteramos que Francia tampoco cumplirá. Su ministro de finanzas, Pierre Moscovici acaba de anunciar que Francia no conseguira la meta de bajar el nuevo endeudamiento al 3,7 %. 

¿Qué la crisis está acabando? A mi me da la sensación que a partir del 22 de septiembre habrá más crisis que nunca en las portadas de nuestros periódicos porque de momento prefieren pasear silbando por el bosque.

jueves, 5 de septiembre de 2013

CRASH

Aunque en los últimos días gobierno y oposición celebraron el fin de la recesión en España y van Rompuy anunció ayer que la crisis del euro ha terminado, nada indica que llevan razón. Hay riesgos importantes. Y los factores de esos riesgos forman en inglés la palabra "crash". Curioso.

Veamos las letras:

"C" de conflicto político. Cada día se hace más probable una intervención militar de EE.UU. en Siria. La lógica de la necesidad de esta intervención es convincente. Alguien lo expresó así: En Siria, sirios están matando a sirios. Para que dejan de hacerlo, EE.UU. tiene que matar a sirios, para que dejen de matar a sirios. El caso es que haya guerra y unidad nacional. Esto siempre ayuda a políticos incompetentes. Por lo menos a corto plazo. (Entre paréntesis: es curioso que 12 años después del 11 de septiembre, el gobierno de EE.UU. presta de nuevo ayuda a "Al Qaida", como ya lo hicieron en su momento en Afganistán. Tal vez y al fin y al cabo han llegado a formar una simbiosis de utilidad).

"R" de "rates" (intereses). Los intereses de los bonos norteamericanos a 10 años casi se han duplicado en los últimos meses. Muchos inversores retiran sus inversiones de países como Brasil, Sudafrica, India, Indonesia y Turquía para invertirlo en EE.UU, supuestamente puerto seguro para su dinero.

"A" de "Asia". Esto significa que el sistema financiero en estos países puede sufrir un colapso en cualquier momento. Los que más expuestos están a un grave problema son los países asiáticos. Y en esto no hay que olvidar a China. Hablando de la India: la moneda del segundo país más poblado del mundo ha sufrido una devaluación del 30%. Recordemos: en 1997 cayeron varias divisas asiáticas lo que causó una grave crisis económica en estos países. 15 años más tarde, la conexión de los mercados es tan estrecha que esto tendría repercusiones en Europa también.

"S" de "speculation". Como ya escribí la semana pasada, el auge de la bolsa en Nueva York, pero también de las plazas europeas, se financia a base de créditos en un nivel que fue alcanzado la última vez en el 2000 (crisis de los dot com) y en el 2007 (comienzo de la crisis financiera actual).

"H" de "housing". La rápida subida de intereses ha parado la recuperación del sector inmobiliario en EE.UU.

Si esto fuera poco, el 22 de septiembre hay elecciones en Alemania. De momento se hace todo lo posible para no hablar de los problemas en Europa, para no inquietar aún mas al electorado alemán. Es posible que por primera vez entre un partido anti-euro en el parlamento alemán, lo cual complicaría mucho la formación de un nuevo gobierno. Según algunas encuestas, este partido tiene un potencial de hasta el 10% de los votos. Por lo tanto: "shhhhh". Aquí no hay problemas. Solo éxitos.

En cuanto pasen las elecciones, se acabó la tranquilidad. Lo veremos. Un problema de gobierno en Alemania podría hundir las bolsas en el viejo continente.

Y casi desapercibido, el oro se está recuperando de la caída del 20% que sufrió en primavera. Aunque Soros dijo que ya no tenía oro y que lo había vendido todo, no le creo ni una palabra. Habrá hecho justo lo contrario - como lo hacen muchos bancos centrales, por cierto. Los buenos inversores nunca dicen la verdad sobre lo que hacen.

Estos hechos hablan más que las palabras de los políticos.

¿Recuperación? No me hagáis reír.

miércoles, 21 de agosto de 2013

MÁS CRISIS QUE NUNCA

En las últimas semanas no publiqué ningún artículo en este blog. Estaba muy ocupado terminando mi libro con el título "Crisis" que debería salir en octubre. Últimamente no se ha escuchado tanto sobre rescates, reuniones de emergencia, intervenciones de bancos, etc. ¿Estamos superando la crisis?

Para decirlo en una frase: estamos en peor situación que nunca. Y aunque en la UE y la zona euro no se habla mucho de los problemas que sigue habiendo - no hay que olvidar que el 22 de septiembre hay elecciones en Alemania y no hay que preocupar al electorado alemán innecesariamente - hay factores que debemos recordar:

1. Los países emergentes (Brasil, India, Indonesia, etc.) sufren caídas importantes en sus bolsas debido a la retirada de capital que se destina ahora a invertir en deuda soberana norteamericana.

2. El anuncio del Banco Federal de EE.UU. de la posibilidad de reducir la producción de dólares (es el bien de exportación más importante de este país) está asustando a muchos inversores. La bolsa vive de estos dólares. Y no importa si esta medida al final se lleva acabo o no. En la bolsa, el factor psicológico importa mucho más que el sentido común.

3. Por primera vez desde el año 2007 vendieron los inversores extranjeros más bonos de EE.UU. que compraron. Esto es alarmante porque la deuda soberana de EE.UU. se financia - a diferencia de Japón, por ejemplo - sobre todo con compradores extranjeros. La venta de dólares es para EE.UU. absolutamente vital.

4. Desde el año 2000, EE.UU. ha aumentado su deuda en 11 billones de dólares. Y según Laurence Kotlikoff de la universidad de Bostón, EE.UU. se enfrenta a pagos (servicio de deudas, pagos por MediCare, pagos a pensionistas, etc.) por orden de unos 200 billones de dólares en los próximos años. Esta va más allá de cualquier imaginación y es - por supuesto - imposible de alcanzar a menos que uno devalúe la moneda. Y EE.UU. está en ello. Mala suerte para los que invierten en bonos estatales a 10 y 30 años. Para cerrar esta discrepancia, cabría otra posibilidad: doblar los impuestos en EE.UU. lo cual ahogaría su economía maltrecha de cuajo. Allí está el ejemplo de Japón que en su mercado de deudas (240% sobre el PIB) depende sobre todo de compradores nacionales. Y aún así no levantan cabeza desde hace 20 años.

5. Los bonos a 10 años de EE.UU. han subido a día de hoy al 2,8%, el índice más alto en mucho tiempo. Esto es uno de los indicadores que hace esperar un desplome de la bolsa.

6. La subida del precio de los bonos augura también una subida de los tipos de las hipotecas. Esto podría dar a traste con la ligera recuperación del sector inmobiliario en EE.UU.

7. Si la subida de los intereses hace explotar la burbuja de los derivados de tipos de interés (véase el artículo http://en.wikipedia.org/wiki/Interest_rate_derivative) por orden de unos 400 billones de euros, no hay dinero suficiente en el universo para torear esto.

8. Hablamos ahora de Europa: Grecia y Portugal no salen del hoyo. La situación en ambos países no ha mejorado a pesar de haber recibido cantidades importantes de dinero. No es tanto un problema de dinero, es un problema de la estructura económica y financiera de estos países.

9. Francia va de mal en peor. El paro sigue aumentando y Francia sigue sin aplicar medidas para flexibilizar su economía. Si Francia llegara a admitir su situación real, la zona euro sufriría un terremoto sin precedentes.

10. El endeudamiento de España sigue creciendo. La cifra ya ha alcanzado el 91% de PIB. Tendencia al alza. El 91% es lo que el gobierno tenía como meta para todo el año 2013. Y todavía estamos en agosto.

Y un último comentario: en los últimos meses, los medios no han dejado de hablar del estallido de la burbuja del oro. Es cierto que el oro ha bajado frente al euro un 20% en los últimos 12 meses. Pero alguien que ha comprado oro hace 5 años todavía ha acumulado una ganancia del 85% frente al euro. Los que son listos aprovechan la situación actual para cambiar sus trozos de papel y algodón llamados euros con oro como lo hace la gente en la India y en la China. Posiblemente no veremos un descuento así en mucho tiempo.

Y en cuanto a la "crisis": se ha instalado para empeorar y no salir hasta que el sistema financiero actual vaya abajo. 

jueves, 4 de julio de 2013

CUANDO NO HABÍA PASAPORTES EN EUROPA

Edward Snowden - por todo lo que sabemos - sigue atrapado en el aeropuerto de Moscú, zona de tránsito, técnicamente territorio internacional. Su país de origen le ha cancelado el pasaporte. Es decir: ya no puede viajar, a menos que otro país le "adopte". 

Es curioso que pocos se preguntan de donde viene eso de los pasaportes y como es posible que tu gobierno te anule el pasaporte sin orden judicial, sin juicio, sin nada. 

Tal vez sería bueno que echemos un vistazo a nuestros pasaportes. en el mío pone en la última página en alemán, inglés y francés: "Este pasaporte es propiedad de la República Federal de Alemania." Y como no me pertenece, me lo pueden quitar y anular cuando les dé la gana. Es bueno recordarlo. Algunos países no te lo ponen en el pasaporte. Pero te lo quitan igual cuando les dé la gana. Recordemos: yo solo puede viajar por el mundo porque mi gobierno me lo permite amablemente.

Quiero citar del artículo que la Wikipedia dedica a los pasaportes. Es muy interesante:

En la última parte del siglo XIX y hasta la Primera Guerra Mundial, en general, no se requería pasaporte para los viajes dentro de Europa, y el cruce de la frontera era fácil. En consecuencia, relativamente pocas personas tenían pasaportes. El Imperio Otomano y el Imperio Ruso mantenían los requisitos de pasaporte para viajes internacionales, además de un sistema interno de control de pasaporte para viajar dentro de sus fronteras.
Pasaportes tempranos incluían una descripción del titular del pasaporte. Las fotografías comenzaron a ser adjuntadas a los pasaportes en las primeras décadas del siglo XX, cuando el uso de la fotografía se extendió.

Durante la Primera Guerra Mundial, los gobiernos europeos introdujeron requisitos de pasaporte frontera por razones de seguridad (para mantener a los espías) y para controlar la emigración de los ciudadanos con habilidades útiles, manteniendo la mano de obra potencial. Estos controles se mantuvieron después de la guerra, y se convirtieron en procedimiento estándar, aunque no sin controversia. Los turistas británicos de la década de 1920 se quejaron en particular sobre adjunta fotografías y descripciones físicas, que a su juicio lleva a la deshumanización.

O sea: había un tiempo cuando no existieron pasaportes. También fue así en los tiempos bíblicos. Y no por eso se hundió el imperio romano. Los turistas ingleses que se quejaron de las fotografías en sus pasaportes no se podían imaginar la cantidad de información que un pasaporte normal y corriente contiene hoy. Y luego lo más preocupante: tu gobierno te anula el pasaporte, por la razón que estimen conveniente y te quedas donde estás. 

Antes de la primera Guerra Mundial, esto no era posible. Pero hoy vivimos en una democracia. Y es posible. Antes de la primera Guerra Mundial existía el patrón oro que daba estabilidad al dólar, al marco, a la libra. Ahora vivimos en una democracia y nuestro dinero es un trozo de papel con dibujitos y un número.

Antes de la primera Guerra Mundial, el único contacto que un ciudadano de EE.UU. tenía con el gobierno federal era cuando entró en una oficina de correos. Y no era obligatoria mandar cartas. Ahora es contacto perpetuo. Por cierto también en este lado del Atlántico. 

Tal vez algún día entenderemos que en 1914 se inició algo más que una Guerra Mundial. Para los que sobrevivieron el massacre se inició también la sistemática limitación de sus libertades. 




sábado, 22 de junio de 2013

LEHMAN BROTHERS II A LA VISTA


A veces hay noticias de primera magnitud que son ignorados completamente en nuestros medios de comunicación. Cuando estalló la crisis financiera con la quiebra de Lehman Brothers hace cinco años, nadie lo veía venir (salvo los economistas - minoritarios - que forman la Escuela Austriaca de Economía y los que siguen a sus principios). Nadie podía preverlo, se dijo.
Ahora se está cocinando la misma cosa á la china. 
Veamos los hechos:
El sector inmobiliario en China sufre una epidemia de quiebras. Las ventas de casas están en caída libre. Sin embargo, el gobierno central chino sigue con su política restrictiva de conceder créditos. Pocos, muy pocos economistas llevan avisando desde hace tiempo que la burbuja inmobiliaria china está a punto de estallar. Que esto supone una amenaza para la economía y el sistema financiero mundial no necesita más explicación. La burbuja inmobiliaria china se alimentó durante años con inversiones públicas gigantescas y dinero barato. La subida del precio de la vivienda en china atrajo cada vez más inversores. El milagro económico chino en este sector se financió a base de créditos. Esto suena, ¿verdad?
Casi a nadie parece preocupar que la oferta de inmuebles ya supera con creces la demanda. El resultado: en China existen auténticas ciudades fantasma. Se dice que alguien algún día vivirá en esas viviendas.
Y ahora hay claros indicios que esta baraja de naipes está a punto de desplomar. CBN (China Business News) informa que el sector inmobiliario chino se ve envuelto en una serie de quiebras. Oficinas vendedores de pisos en todo el país están cerrando. En esto año llegamos a 3.000 oficinas. La misma fuente revela que la venta de viviendas ha caído un 20%, la cifra más baja desde 2009. Desde enero ha caído el precio de la vivienda un 6,7 %.
La razón: el gobierno ha limitado la concesión de créditos hipotecarios por miedo a que se forme una burbuja. Pues bien, la burbuja ya se ha formado. Y con esta medida cabe solamente una conclusión: puede pasar lo que pasó en EE.UU. hace 6 años cuando los precios de la vivienda cayeron en picado y arrastraron al sector inmobiliario y los bancos relacionados con él. Si esto ocurre, tendremos unas consecuencias imprevisibles para la economía mundial.
Si alguien cree en serio que estamos a punto de salir del hoyo seguramente cree también en Santa Claus.

viernes, 21 de junio de 2013

BERNANKE, EL CAMELLO

No había artículos míos en este blog últimamente. Estoy ocupado con el manuscrito de mi libro sobre la "crisis". Espero terminarlo para finales de agosto. Mientras tanto, el blog tendrá menos artículos.

Ayer cayeron acciones, bonos, el oro, el petróleo, casi todo y en todo el mundo. ¿Por qué? Porque Bernanke, el presidente de Banco Federal de EE.UU., hizo una alusión que tal vez, la economía de EE.UU. se está recuperando y que cabría la posibilidad que la Fed cortara antes de lo previsto sus operaciones de inundar los mercados con un billón de dólares anuales.

Bernanke es el equivalente de un capo de un cartel internacional de drogas. El es el Super Camello. Es el hombre que provee la dosis diaria. En todo el mundo, los adictos dependen se su provisión de "coca" digital.

Y cuando el capo deja entrever que la provisión de la droga favorita - dinero digital - se puede ver reducido, los adictos entran en modo de pánico.

Por las calles del mundo anda el fantasma del "mono". Ayer todo el mundo quería el billete de salida. La gente se refugia al dinero en efectivo cuando temen que  los mercados pierden su dosis de dinero digital que se basa sobre los pagarés de los gobiernos.

Bernanke está ahora en un aprieto. Con solo susurrar la palabra "recuperación", causa un pánico mundial en los mercados. Los dinero-digital-adictos de todo el mundo quieren escuchar otra cosa como "todo seguirá igual". "Recuperación" significa que el camello reduce la dosis de alucinaciones diarias. Pero a los mercados les encanta alucinar en colores. Los bancos centrales son proveedores de alucinaciones. Su trabajo es crear dinero de la nada y los inversores se comportan como si esto fuera dinero. Pero tiene tanto de dinero que la cocaína tiene de dieta mediterránea. Las drogas sirven para que la gente que las toma vive en un mundo que no existe. La inflación monetaria tiene el mismo efecto: hace que la gente cree ver cosas que no existen.

Y actúan como cualquier adicto a las drogas: cuando el camello dice que posiblemente caerá menos nieve, empiezan a comprarla a cualquier precio. Empiezan a almacenar su droga preferida, vendiendo valores. Vendieron acciones, oro, bonos y petróleo, aceite, tomates y jamón ibérico. En todo el mundo. Harán cualquier cosa para seguir alucinando.

Pero algún día pasarán el mono. Y ese día está cada vez más cerca.

A mí no me gustan las drogas. Prefiero la dieta mediterránea. 





martes, 21 de mayo de 2013

¿RECORTE DE DEUDAS? ... JAJAJAJA


La bolsa sube y esto parece que tranquiliza a todo el mundo. Tal vez sería conveniente recordar que la bolsa sube sobre todo a base de expectativas que tienen que ver con la facilidad de créditos para la banca. No porque haya mejorado algo. Lo que ha mejorado es el optimismo de los inversores a base de espejismos. Dicho en otras palabras: la bolsa va a seguir subiendo hasta que se hunda de nuevo. Algunos profesionales sacarán su dinero antes con suculentos beneficios. Pero la mayoría de los inversores se va a estrellar por enésima vez. Algunos nunca aprenden. Se lo ganarán a pulso.
Al mismo tiempo se habla del final de la rentabilidad del oro, de un ciclo de 12 años que termina, de que el oro ya ha dejado de ser un puerto de refugio seguro, etc.
A esas alturas ya no me sorprende que los que escriben en las páginas de economía y finanzas hablan como un ciego de colores. Nunca aprenden. No sé por qué.
Una cosa es especular con certificados de oro. Es lo mismo que invertir en bolsa, solamente aún más arriesgado. Otra cosa muy distinta es comprar oro físico. El que compra “oro” por ejemplo con ETFs (Exchange traded funds) no se diferencia en nada de uno que invierte en bolsa. Y obviamente tiene que estar preocupado diariamente con la cotización del precio del oro. Y entre esa gente ha cundido el pánico y han invertido sus papeles en otro tipo de papel. Sin embargo, él que compra oro físico compra un seguro contra la inflación y la devaluación de nuestras divisas cada vez más infladas.
No es tan complicado entenderlo, ¿verdad?
El hecho es que mientras los “papeles” supuestamente basados en el euro se venden con facilidad, los bancos centrales están comprando … averigua ¿qué? … oro físico. Ellos sabrán por qué.
Lo mismo hacen millones de particulares en todo el mundo con el efecto que un país como Sudáfrica tiene problemas de mantener abastecidos los mercados en todo el mundo con la moneda más famosa de oro: el Krügerrand.
El dólar, el yen, la libra y en menor medida el euro siguen siendo cada vez más inflados. ¿Por qué? Pues, por lo siguiente:
Los estados de la UE han aumentado sus deudas también el año pasado. ¿No se nos ha vendido la moto de que se recortarían los gastos para reducir deudas? Claro que sí. Por eso no creas nunca a alguien del gobierno. Al final del año 2012 la deuda acumulada de PIB europeo era del 85,3 % (según Eurostat). Al final del año 2011 era del 82,3%.
¿Y la zona euro? Deudas sobre PIB al final del 2011: 87,3 %. Al final del 2012: 90,6%.
Es decir: las deudas siguen creciendo, a pesar de todas las medidas de “austeridad”.
Grecia aumentó el endeudamiento nuevo en el 2012 en un 10%, cuatro 4% más de lo que predijo la Comisión europea. Grecia tiene hasta el año 2016 para bajar esta tasa al 3 %, cosa que no va a conseguir ni en mil años.
Más datos:
Portugal: Su déficit anual aumentó al 6,4 %. Bélgica aumento al 3,9 %. Francia aumentó al 4,8 %. España aumentó al 10,6 %.
Es decir: Cada vez hace falta más dinero (de los ciudadanos) para pagar deudas cada vez más altas. Y no importa realmente si España, por ejemplo, consiga sus créditos al 6% o al 4 % como de momento. La diferencia es simplemente si el crash ocurre un poco antes o un poco más tarde.
Los ciudadanos no están dispuestos a aceptar más recortes. No van a aceptar más subidas de impuestos. Pero están dispuestos a aceptar inflación por una lógica que se me escapa, sinceramente.
Y por eso camino vamos a seguir. Y cuando la inflación – que no es otra cosa que un impuesto que no lleva este nombre – llegue al 6 o al 8 o al 10% anuales, aquellos que tienen oro físico tienen algo que está inmune a manipulaciones monetarias. Una onza de ora siempre será una onza de oro. Y ha mantenido su valor estable desde hace miles de años.
Espero que esto también algún día se entiende en las redacciones de economía y finanzas de nuestros periódicos. 

viernes, 3 de mayo de 2013

ESPERANZA PARA GRECIA: LA SOLUCIÓN ARGENTINA

Algunos de nuestros magníficos expertos en economía sugieren soluciones "a la argentina" para países como Grecia. De esa manera saldrían de su embrollo:

www.cnnexpansion.com/economia/2011/06/29/grecia-debera-salir-adelante-sin-impago

Una periodista griega se fue, por lo tanto, a entrevistar al ministro de economía y finanzas pública de Argentina, el Señor Hernán Lorenzino.

No te pierdes la entrevista, sobre todo lo que no salió en la tele:

http://www.youtube.com/watch?v=EkHGLkCYnMY

Efectivamente, espero que los griegos y el resto de Europa hayan tomado nota del ilustre ministro. Esto como pequeño complemente al artículo anterior. Con ejemplos así vamos por buen camino.

EL FINAL DEL ESTADO DE BIENESTAR


Los gobiernos europeos son los discípulos más fieles del economista Keynes. El lema: “¡Qué el estado se encargue!” De mi sueldo, mi familia, mi pensión, en fin: de todos mis problemas.

Para que el estado pueda ejercer de niñera necesita dinero. Por eso nos cobra ese dinero. Pero no es suficiente. Por eso la niñera estado tiene que prestar dinero. Es lo que han hecho nuestros gobiernos. Lo hicieron durante muchos años. Había un boom. Pero el boom se acabó.

La economía no levanta cabeza, porque el estado la tiene maniatada. Solo el estado puede levantarla. El estado no permite que nadie lo haga por él. Para eso la economía necesita subsidios que a su vez tienen que ser prestados por el gobierno. Por eso tenemos una depresión económica.

Para los países que están en una depresión económica solo quedan algunas posibilidades:

  • Los gobiernos pueden imponer más austeridad. Es políticamente cada vez más difícil aplicarlo. Los “expertos” keynesianos dicen que esto impide la recuperación económica.
  • Los estados que todavía no están en quiebra tienen que endeudarse para pagar la factura. Esta idea no es popular en en esos estados., 
  • Los estados insolventes pueden salir de la zona euro y inflar sus nuevas monedas. Sería un problema para todos.


Resumen: no hay salida ni barata, ni indolorosa. Los países insolventes quebraran en algún momento. Esto obligará al BCE de inflar el euro. Estoy hablando de hiperinflación, de dos dígitos. Claro que tampoco es una buena solución, porque las obligaciones de Supernanny con los parados, los pensionistas, etc. siguen. Y el importe de estos pagos por hacer en el futuro es astronómico.

¿De qué estoy hablando?

Estoy hablando del final del estado de bienestar. Es una verdad 100% segura que nadie quiere mencionar: el estado de bienestar está acabado. No se puede costear. No se pueden cumplir las promesas. Si no lo crees pregunta al Señor Hollande, presidente de un país vecino.

Pero la fe de la gente en Supernanny Estado sigue inquebrantable. “No es mi problema”, dicen los creyentes en Estado Todopoderoso en la Tierra.

Ahora no. Pero mañana, sí.

sábado, 6 de abril de 2013

¿EL FUTURO DEL DOLAR? NEGRO



Según noticias que se podían leer ayer en el portal de "Canadá Free Press" http://canadafreepress.com/index.php/article/53842 un alto oficial del "Department for Homeland Security" (departamento de seguridad nacional de EE.UU.) acaba de avisar de un inminente problema que podría significar una grave crisis del dólar. Esa fuente supuestamente habla de una situación similar a la que acaba de sufrir Chipre.

No estoy en condiciones de verificar la solidez de esta fuente porque mis contactos no llegan hasta allí. Lo que sí da razones para cuestionar el futuro del dólar es lo siguiente que está publicado en una página de la Fed (banco central de EE.UU.)

Aquí vemos el dinero que está en circulación en el país




Como se puede ver, la cantidad aumentó 800% en menos de 40 años. Ahora hay 2,4 billones de dólares en circulación. Es lo que técnicamente se llama dinero M1.

Veamos el siguiente gráfico:





Esto es el dinero que los bancos de EE.UU. "aparcan" en el Federal Reserve Bank (Banco Federal de Reserva). Como vemos en el gráfico esto no ocurrió antes del año 2009.  Luego subió de golpe. Por ello, el FRB les paga a los bancos intereses. El 20 de marzo 2013, el dinero depositado asciende a 1,76 billones de dólares.

De momento, no pasa nada. Per ¿qué pasará cuando los bancos deciden prestar este dinero y convertirlo de esta manera en dinero M1? Teoricamente podrían aumentar el dinero en circulación en un 75%. No lo harán de golpe. O ¿tal vez sí? Pero no importa si lo hacen de golpe o no. En el momento cuando convenga hacer estallar el sistema pueden hacerlo.

Y parece que hay otros que empiezan a inquietarse por el futuro del dólar, tomando sus propias medidas. Son 1,4 mil millones y se llaman chinos.  El artículo del Time ya tiene 4 años, pero no ha perdido nada de su actualidad. China ya ha empezado de pagar por sus importaciones de petróleo en su propia moneda, dejando de lado al dolar.

¿Qué significa todo esto?

Dolar: cataplum
Euro: cataplum

Posiblemente por este órden.




martes, 26 de marzo de 2013

LA SIGUIENTE VÍCTIMA ...

Hace cinco días escribí:

"El gobierno de Chipre no va a tener más remedio - pase lo que pase - que imponer restricciones para que el dinero no salga del país. Será complicado. Porque incluso si no pueden transferirlo al extranjero pueden sacarlo, a menos que el gobierno ponga un tope. Sería el final de la libre transferencia de dinero en la zona euro."

Y así fue. El gobierno puso un tope. No fue difícil predecirlo. Era evidente.

Ahora existe un país en la zona euro donde el libro intercambio de dinero ya es una cosa del pasado porque no habrá más transferencias al extranjero. Y no será el último. 

Según una encuesta que hace hoy el diario "El mundo" el 80% de los lectores creen que sus ahorros ya no están seguros. No se equivocarán.

Pero según la ley de Pareto, de estos 80%, solo un 20% tomará alguna medida para proteger sus ahorros. El resto no va a hacer nada. En Chipre ocurrió lo mismo. Son los que ahora hacen cola ante los cajeros.

Los bancos chipriotas acogieron el dinero de los multi millonarios rusos y lo invirtieron en bonos griegos, a intereses altos. Y los bonos griegos ...

El dinero no está en el banco. Nunca estuvo allí. Es dinero que no existe. ¿Por qué no? 

Porque la banca funciona a base de un sistema que se llama "banca de reserva fraccional". Poca gente ha oído de ello. Voy a explicar de forma sencilla de que se trata:

El sistema es la forma como se multiplica de forma ilimitada el dinero en circulación y funciona así: el cliente A toma 100 Euros y lo deposita en su cuenta corriente. Ahora el BCE (o la Fed) en EE.UU. requiere que cada banco tenga un porcentaje de reservas depositado en el banco central de turno. Como depósito de seguridad. Para facilitar el cálculo vamos a decir que es un 10% como en EE.UU.

Es decir: el banco coge los 100 euros y le da un recibo al cliente A. Luego transfiere 10 euros al Banco Central. Y ¿los 90 euros quedan en el banco? ¡Qué va! Acto seguido el banco presta los restantes 90 euros al cliente B que pide un crédito.

El cliente B que pide los 90 Euros como crédito, los deposita a su vez en su cuenta, en otro banco. Su banco transfiere 9 Euros al Banco Central y presta los 81 Euros. Y así sigue la cosa. Si sigues los cálculos te das cuenta, que los 100 euros depositados han creado 800 Euros en dinero prestado adicionalmente a los 100 depositados originalmente. Dinero que no existe.

Si alguien piensa que me lo estoy inventado, puede verlo, por ejemplo, en la Wikipedia: “Multiplicador monetario” o preguntar a alguien que no miente y que trabaja en un banco siempre que haya entendido como trabaja su banco. Y por cierto: el BCE solo requiere desde enero del 2012 el 1% del dinero depositado como depósito de seguridad en el banco central. Peor todavía.

En Chipre ya se sabe lo que es el resultado de esto. En Argentina ya se sabía hace unos años. Y en otros países la gente lo sabrá pronto.

Por cierto: uno de los países que están en una situación similar a Chipre es Luxemburgo. Tiene una banca inflada a base de dinero importado. Por esto, a su ministro de asuntos exteriores no le gusta lo que pasó en Chipre. Yo le entiendo. Si tuviera dinero en Luxemburgo, lo retiraría ya.

En resumidas cuentas: en el duelo anunciado entre Chipre y el EuroGroup, el más debil mordió el polvo. Su arma no estaba cargado. Pero al pistolero que ganó el duelo, le saldrá el tiro por la culata.






jueves, 21 de marzo de 2013

CINCO DÍAS


Los bancos en Chipre quedarán cerrados hasta el martes. Pocos negocios en Chipre aceptan ahora tarjetas de crédito. Quieren ver metálico (por cierto, ¿tendrías dinero en metálico para aguantar una semana o dos?). El pánico va en aumento. No solamente en Chipre. También en el BCE. Y sobre todo en Rusia. 

Nos informan que se busca un plan B.

Igual Putin pone el dinero a cambio de una base militar en Chipre. Porque está a punto de perder la única que tiene en el Mediterráneo, en Siria. A cambio debería regalar los 25 mil millones  de euros que ciudadanos rusos tienen depositados en bancos chipriotas, más lo que tienen los chipriotas.

Igual la iglesia ortodoxa de Chipre hipoteca a sus terrenos. Además, tienen alguna fábrica y una cervecería. El BCE cortará el tubo de la vida el lunes. Esto es lo que dicen hoy. Y entonces … ¿qué?

¿Saldrá Chipre del euro? Es lo último que los eurócratas quieren. Sin embargo, la gran mayoría de los chipriotas sí que lo quiere. Esto mandaría una señal a otros países en una situación similar: “Lo hemos hecho.” Y el mundo sigue.

El mundo seguirá, eso sí, pero los ahorros no. Porque de una o de otra manera la gente perderá. Y perderán más con la salida del euro. Quiere decir: a menos que el BCE, Putin o San Nicolás garantice los depósitos, el martes veremos lo nunca visto en la zona euro: la gente hará cola ante los bancos para sacar su dinero. Porque de momento el cajero solo escupe polvo. Lo nunca visto. Es un trauma para los ahorradores que marca un antes y un después. Quedan 5 días para que alguien convenza a los ahorradores chipriotas de que su dinero está a salvo. Que todo ha sido un mal sueño. Que no iba en serio. No será fácil. Yo en su lugar no me lo creería.

Un bank run significa que la banca en Chipre deja de funcionar. Esto significa que la economía colapsará. 

Cinco días. 

El gobierno de Chipre no va a tener más remedio - pase lo que pase - que imponer restricciones para que el dinero no salga del país. Será complicado. Porque incluso si no pueden transferirlo al extranjero pueden sacarlo, a menos que el gobierno ponga un tope. Sería el final de la libre transferencia de dinero en la zona euro.

De todos modos es mal reclamo para el euro. Lo que pasa en Chipre no estaba previsto en los guiones. Siempre nos dijeron que esto no podía pasar. Pues, ha pasado. El sistema ha fallado. Por primera vez. Y no será la última vez. Porque ahora los ciudadanos – y no solamente en Chipre – han perdido lo más elemental en el mundo financiero: la fe. La fe en la moneda de la zona euro. Poco a poco hasta el más tonto se da cuenta, que nuestro sistema financiero está basado sobre promesas vacías y dinero que no existe. No hay dinero en los bancos. Y eso no solamente en Chipre. Allí tienen la misma moneda que en España.

Y cuando uno pierde la fe, sálvese quien pueda.

miércoles, 20 de marzo de 2013

SOLO ANTE EL PELIGRO (High Noon - el duelo)


El grupo secreto sin nombre oficial llamado “EuroGroup” pensaba que podía obligar al gobierno de Chipre a imponer un “impuesto” sobre los depósitos bancarios. “Solo esta vez,” decían. “Porque Chipre es un caso especial”.

Por cierto, nunca he entendido lo del caso especial. Se decía “especial” porque los depósitos en los bancos chipriotas excedían el PIB del país con creces. Igual que en Islandia. Lo que pocos mencionan es que tenemos otro “caso especial”. Se llama Luxemburgo y vive básicamente de un sector de la banca inflado a más no poder, igual que Chipre, y del ejército de eurócratas y sus sueldos no menos inflados que residen dentro de sus fronteras.

Pero volvamos a Chipre. El presidente del país que hace unos días juró y perjuró que jamás de los jamases se tocarían los depósitos de los ahorradores se entregó con alma y espíritu al EuroGroup. Finalmente, el domingo pasado, dijo a su electorado: “Ha sido broma. Me lo he pensado mejor. A mí que me importan las tonterías que dije ayer.”

La respuesta de la gente fue fulminante. Se echaron a la calle y como es un país pequeño, a sus señorías les entró temor. Temor al pueblo. Una sensación extraña para un político europeo. Ahora la culpa es de Merkel, de los judíos, de los masones o de la UEFA.

Y he aquí, todos con una voz, dijeron: “No hay trato”. Qué el EuroGroup se busque la vida. De paso, los chipriotas también se van a tener que buscar la vida, pero esta es otra historia.

Ahora no habrá convenio secreto. Porque ahora, todo el mundo está mirando. Es un serio revés para el nuevo orden mundial en Europa. Los eurócratas apenas consiguen mantener la zona euro a flote con la ayuda de promesas y dinero que no existe. Y ahora se atreven los de Chipre a decir “no”. Simplemente no quieren pasar por el aro. Prefieren saltar al vacío antes de obedecer a Bruselas. Tiene algo de épica, que duda cabe.

Ahora vamos a ver lo que pasará el martes que viene. Dos bancos ya se van a ir a hacer gárgaras. No serán los últimos. A todos los bancos les espera un “bank run” como en los años 30. Es una imagen que los eurócratas van a querer evitar a todo coste. Porque ya no es Argentina o Zimbabue. Es Europa. Lo que no se ha visto en 90 años. Los banqueros de Chipre harán bien en buscar un billete solo de ida al desierto de Gobi. Porque a sus compatriotas no les temblará la mano a la hora de descubrir lo que queda de sus ahorros en el banco de turno.

Vamos a ver lo que pasa el martes. Es como el duelo en la peli “High Noon”. Y a mi las películas del oeste siempre me han gustado. Espero que gane el menos malo.

martes, 19 de marzo de 2013

CHIPRE - POR EL CAMINO DE ISLANDIA


Obviamente los eurócratas no contaron con esto. Le pusieron al nuevo presidente de Chipre a parir, el hombre que había prometido que no se iban a tocar los ahorros en los bancos. El EuroGroup le dijo: “De rodillas, inútil.” A los representantes del EuroGroup nadie les ha votado. Al primer ministro de Chipre sí. Pero no importa. Así funciona la democracia en Europa. Ahora, mientras escribo, su gobierno se hace pedazos. El ministro de finanzas acaba de dimitir. La oposición dice: “No hay trato”. El electorado en la calle dice lo mismo.

Si no hay trato, la banca chipriota se hunde. Entonces, el gobierno de Chipre no puede devolver lo que debe. Los bonos de Chipre se convierten en lo que realmente siempre eran: papel. Bancarota.

Es una gran noticia. Los ladrones banqueros y los compradores tontos de sus bonos se quedarán con nada.

¿Y si esto significaría finalmente el final del sistema europeo? Mejor noticia todavía. Así los banqueros aprenden una gran lección. Los inversores que han confiado en los políticos también aprenderán una gran lección.

Podría ser el final del estado de bienestar en Europa. Se acabó el café para todos. Ahora los sindicatos pueden echarse a la huelga hasta que las ranas crían pelo. No habrá más subsidios para ellos. Sería el final del socialismo en Europa.

Por supuesto, tan fácil no llegará el final. La eurocracia que no fue elegido ni votado por nadie seguirá rescatando a bancos importantes y seguirán diciendo que esto es el camino para el progreso y el bienestar. Van a comprar tiempo. Nada más. Son igual que el Congreso de EE.UU.

La madre de todos los suspensos de pago llegará. Chipre es el conejo de indias. El sistema keynesiano y el experimento socialista fracasará finalmente, en todo el mundo.

Llegará el momento. Paciencia.

lunes, 18 de marzo de 2013

EL CORRALITO HA LLEGADO A EUROLANDIA


Después del corralito chipriota subió el oro. Las bolsas de todo el mundo bajaron. También el precio del petróleo. Los euro-burócratas publicaron su plan una vez que los bancos cerraron el viernes por la tarde. Siempre lo hacen un fin de semana. El plan fue así: todos los depósitos por encima de 100,000 euros serán castigados con un 10% y los de 100,000 euros y menos con un 7,4%. La última noticia es que los ricos pagarán todavía más, y los demás algo menos. Y si el gobierno de Chipre se niega, no habrá rescate y la isla se puede hundir ya.

La gente en casi toda Europa está furiosa y preocupada. Y con buena razón. Siempre los políticos han dicho: las cuentas no se tocan. Están seguras. Ahora dicen: “Os hemos mentido.” Y añaden. “Tranquilos, no volverá a pasar. Podéis confiar en nosotros.”

El presidente de Chipre imploró a su parlamento de imponer la tasa. Admitía de paso que había prometido al electorado que nunca, nunca jamás tocaría sus cuentas. Lo dijo en su discurso de investidura hace un par de días. Ni siquiera se debatiría sobre esa posibilidad, dijo. En otros palabras: “Querido electorado, sois unos gi… por haberme creído.”

Por más de un mes había rumores que Chipre está contra las cuerdas. Los ahorradores podrían haber enviado su dinero al norte de Europa o comprado oro. Podrían haber retirado su dinero a tiempo. No lo hicieron porque el presidente que acaban de votar dijo que no tocaría sus cuentas. Así que, la gente le creyó.

Y por lo tanto los que lloran ahora se lo merecen. La estupidez humana no tiene límite. Cualquier persona que cree a su gobierno merece ser castigada.

El gobierno de Chipre de momento aplazó la decisión. Y si el parlamento no le sigue, habrá un g… más en el país.

El gobierno de Chipre ha cerrado los bancos. Por lo menos hasta martes. Mientras tanto es obvio lo que hará cada chipriota al que quedan todavía dos dedos de frente: en cuanto abra su banco de nuevo sacará su dinero. Con o sin impuesto castigo. Empezará un “bank run”. Será el comienzo de una larga depresión económica en Chipre. La gente dirá: “Me habéis engañado una vez, pero será la última”.

Los burócratas que ingeniaron este plan, debían haber sabido sus consecuencias si no son completamente idiotas. Y no creo que lo sean hasta tal punto. Es decir: lo han hecho a propósito. Han mandado un mensaje. Un mensaje a los PIIGS: “rescatad a vuestros propios bancos o mirad las imágenes de Chipre en la tele.” Es un mensaje para cualquier gobierno que cree que al final, Europa les va a echar una mano pase lo que pase. Porque el dinero para rescatar no existe y de paso la señora Merkel quiere ganar sus elecciones en septiembre.

Así que Chipre tiene que pagar el pato. Es un país pequeño. Si se hunde, no pasa nada. Si salen de la eurozona, no pasa nada. Incluso, si pagan, no pasa nada.

Pero es una apuesta arriesgada. Puede que los inversores de la eurozona se asustan más que los políticos. La consecuencia pueden ser bank runs en España, Italia y Portugal.

La crisis del euro está lejos de tocar a su final. El que dice lo contrario vive en Gagalandia. La crisis nunca fue tan seria como ahora.

El gobierno español dice que el caso no se aplica a España. El gobierno chipriota dijo que no tocaría a los ahorros de sus ciudadanos. ¿Por qué deberíamos creer a los unos y no a los otros? Yo por mi parte no creo a ningún gobierno.

Por la misma razón porque no creo a ningún ladrón.